BICICLETAS FIXIE

BICICLETAS FIXIE

Las bicicletas fixie se están abriendo paso en nuestras ciudades. Nos permiten desplazarnos con estilo en los ambientes urbanos modernos. Estamos convencidos que ya las estás viendo por tu ciudad ¿te han llamado la atención?, seguro que si, no dejan indiferente a nadie.

Las bicicletas de piñón fijo se han convertido en el elemento definitivo de la elegancia urbana. Los mensajeros se deslizan sin esfuerzo dentro y fuera del tráfico en una muestra de desafío y libertad entre filas de automóviles atrapados en la rutina del viaje diario. Las bicicletas fixie son simples y elegantes, con líneas limpias y una belleza genuina que surge de su falta de complejidad, despojadas de los requisitos de pedaleo, dirección y rodadura. Y se están volviendo más populares a medida que más personas descubren la alegría de conducir una sola velocidad.

Apostamos a que te gusta alguna de las que tenemos por aquí abajo.

¿Por qué comprar bicis fixie?

Este tipo de bicis fixie son perfectas para los desplazamientos urbanos. Son la bicicleta urbana ideal. No necesitas una mountain bike para ir al trabajo o la universidad, necesitas una jodida fixie. Si ya molas, vas a molar mucho más.

Hay una serie de razones por las cuales las bicicletas fixie se han vuelto muy populares. Una razón es el aspecto y el estilo de la bicicleta, que está diseñado para el ciclismo urbano y de apariencia minimalista. La fixie te permite sentarte en una posición más vertical en comparación con una bicicleta de carretera tradicional.

Una bicicleta fixie “verdadera” no tiene frenos y solo tiene un equipo fijo . Los ususarios de bicicletas fixie que circulan sin frenos tienen que anticipar su próximo movimiento con mucha más antelación que con una bicicleta normal. Un conductor de fixie debe aprender a entender el movimiento del tráfico y reaccionar en consecuencia. Esto puede ser emocionante y sin duda le da al ciclista una sensación adicional de logro cuando terminan su viaje.

Última actualización: diciembre 3, 2018 12:33 pm

¿Qué es una bicicleta fixie?

Una bicicleta de piñón fijo comúnmente conocida en algunos lugares como fixie. Es una bicicleta que tiene una transmisión sin mecanismo de rueda libre. La rueda libre se desarrolló al principio de la historia del diseño de la bicicleta, pero la bicicleta de piñón fijo siguió siendo el diseño estándar de carreras de pista. Más recientemente, la “fixie” se ha convertido en una alternativa popular entre los ciclistas principalmente urbanos. Ofrece la ventaja de la simplicidad en comparación con la bicicleta estándar de engranajes múltiples.

La mayoría de los ejes de bicicleta incorporan una rueda libre para permitir que los pedales permanezcan estacionarios mientras la bicicleta está en movimiento. De este modo el ciclista pueda deslizarse, es decir, conducir sin pedalear usando el impulso hacia adelante. Un tren motriz de engranaje fijo tiene el piñón de transmisión (o piñón) roscado o atornillado directamente al eje de la rueda trasera, de modo que los pedales están directamente acoplados a la rueda. Durante la aceleración, la manivela del pedal impulsa la rueda, pero en otras situaciones, la rueda trasera puede impulsar las bielas del pedal. Este acoplamiento directo permite a un ciclista aplicar una fuerza de frenado con las piernas y el peso corporal, al resistir la rotación de las bielas.

Montar en una sola velocidad requiere un tipo diferente de enfoque. De hecho, ir cuesta abajo puede resultar difícil. El piñón de la rueda trasera está atornillado directamente al eje para que los pedales tengan la misma velocidad que la rueda trasera. Esto también significa que los pedales se pueden usar para disminuir la velocidad de la bicicleta.

Historia de las bicicletas fixie

Algunas de las primeras bicis fueron de piñón fijo: Como, por ejemplo, el Penny Farthing. En esta bicicleta los pedales están conectados directamente al eje de la rueda delantera. Antes de la llegada del cambio, que permitía a las bicicletas tener engranajes, las bicicletas de una velocidad eran las únicas disponibles. Y fueron una gran noticia en el mundo deportivo.

En 1876, el Madison Square Garden fue construido para acomodar una pista de carreras, un velódromo. Las carreras de bicicletas de piñón fijo atrajeron a mucha gente y convirtieron a los corredores en estrellas. De hecho, los corredores en aquellos días podían ganar casi 150.000 $ por año. Uno de los eventos más conocidos en el deporte de las carreras fue el récord de la hora. En esta prueba corredores de todo el mundo se enfrentaron contra el reloj en un intento de llegar lo más lejos posible en una hora.

Bicicletas Penny Farthing, precursoras de las bicicletas fixie.
Carrera de Penny Farthing, Londres, 1932.

 

Mantenimiento de una bicicleta fixie

 Son rápidas y ágiles a la hora de sortear el tráfico … y ni que decir tiene que molan un montón. El evitar montar cambios de marchas y frenos, al menos los puristas lo hacen así, evita muchos problemas mecánicos que por ejemplo se pueden dar en tu BTT.

¿Dónde comprar bicicletas fixie?

Te ofrecemos la posibilidad de comprar bicicleta fixie completa, la que más te guste. Desde las más sobrias a las más llamativas ¡tú decides! Nos hemos esforzado en elaborar una selección de productos elaborada.

Encontrar bicicletas fixie baratas

Este es tu sitio. Hay muchas opciones disponibles y de todos los precios, colores, marcas…

Podrás personalizarla a tu gusto. Si quieres llamar la atención hay colores muy llamativos, puedes montar cubiertas de colores, llantas estridentes, llantas de radios… Lo que tu prefieras. En esta tienda puedes comprar tu bici completa o configurarla desde cero a tus gustos y, por supuesto, adaptada a tu presupuesto.

También hay algunas bicis fixie muy sobrias, con un toque vintage que las hace muy atractivas y elegantes. Si eres de estos, que llevan un rollo hipster tipo antiguo, también tenemos ese tipo de bicis fixie a tu disposición.

Las mejores bicicletas fixie baratas están aquí, a un solo click.

Esperamos que las disfrutes tanto como nosotros, somos tu tienda de bicis fixie favorita ¡ Te esperamos!