Controvertido accidente con una bicicleta fixie

El ciclista acusado de matar a un peatón mientras montaba una bicicleta fixie ilegal “podría haberse detenido” si la bicicleta tuviera frenos.

Un ciclista acusado de matar a una mujer después de estrellarse contra ella cuando cruzaba la calle en Londres podría haberse detenido si su bicicleta de piñón fijo hubiera sido equipada con frenos como exige la ley, según ha sabido un tribunal.

Bicicleta fixie en ciudad
Usuario de una bicicleta fixie

Charlie Alliston, de 18 años en el momento del incidente en febrero de 2016, niega los cargos de homicidio y de daños graves por manejo licencioso y furioso bajo la Ley de Infracciones contra la Persona  1861 después de colisionar con Kim Briggs al cruzar Old Street en el este de Londres.

La señora Briggs sufrió “lesiones cerebrales irreversibles” en el choque, falleciendo una semana más tarde en el hospital.

El Tribunal Penal Central de Inglaterra y Gales escuchó cómo el Sr. Alliston montaba una bicicleta de ruta Planet X de segunda mano en el momento del incidente, que no había sido equipada con un freno delantero como lo exige la ley.

El investigador de choques Edward Small dijo al tribunal que Alliston habría podido evitar el choque si su bicicleta hubiera sido equipada con un freno delantero.

El señor Small dijo que el señor Alliston había estado circulando a 18 mph cuando vio a la señora Briggs entrar en la carretera. Luego intentó detenerse a 6.65 m de la Sra. Briggs.

Según los cálculos del Sr. Small, si Alliston hubiera estado circulando en una “bicicleta de montaña convencional”, entonces podría haberse detenido a tres metros, en lugar de los 12 metros que le llevó detenerse en realidad.

Defendiendo, Mark Wyeth le preguntó al señor Small si, como las luces eran verdes para el tráfico, la señora Briggs podría haber evitado el peligro usando un paso de peatones a una distancia muy corta del lugar del accidente, el señor Small estuvo de acuerdo.

El juicio continúa.

 

Quizás te pueda interesar